Por: Ernesto J. Navarro

RT.- El Gobierno venezolano ha presentado un plan con cinco líneas estratégicas con el que aspira a superar, durante el año 2018, la crisis económica.

Wilmar Castro Soteldo, vicepresidente para el Área Económica, publicó en su cuenta de Twitter las premisas del plan que fue adelantado por el presidente Nicolás Maduro durante su mensaje anual al país, el 15 de enero.

#21Ene | En el marco de la Agenda Económica Bolivariana, hemos venido trabajando en esa nueva visión de la economía que el
presidente @NicolasMaduro ha venido impulsando, atendiendo las cinco líneas del desarrollo económico en este 2018. #PlanDeLaPatriaXLaPazpic.twitter.com/IbmWhP7Orw— Wilmar Castro (@wcastroPSUV) 21 de enero de 2018

Los cinco puntos de este plan son los siguientes:

  • Atacar los altos precios en productos de primera necesidad.
  • Lograr la recuperación integral de Petróleos de Venezuela (Pdvsa).
  • Estabilización del nuevo ‘Sistema de Divisas de Tipo de Cambio Complementario Flotante de Mercado’ (Dicom).
  • Consolidar el apoyo de todos los sectores sociales y económicos del país.
  • La criptomoneda petro, como la gran apuesta para la estabilidad y crecimiento financiero de Venezuela.

Economía: la tarea pendiente
En la actualidad, la principal preocupación de los venezolanos sigue siendo la economía. El Gobierno sostiene que se trata de una guerra económica, mientras que los adversarios al chavismo la califican de crisis humanitaria.

El aumento de los precios de los productos alimentarios, de higiene y farmacéuticos, son una constante en la situación económica de este país latinoamericano y, hasta el momento, las cifras disponibles sobre la inflación provienen de empresas privadas.

El Gobierno no publica datos oficiales sobre este aspecto de la economía local desde el año 2015, cuando el Banco Central de Venezuela (BCV) indicó que “la variación anualizada (en el índice de precios al consumidor) al cierre del tercer trimestre de 2015, se ubicó en 141,5%”.

Una nota publicada por la televisora Globovisión, y que cita a Ecoanalítica, una firma de consultoría financiera, asegura que la inflación acumulada sería de al menos 2.735%, al cierre de 2017.

Injerencia económica
Para Pasqualina Curcio, economista y autora de varios estudios sobre la economía de su país, el nuevo plan anunciado por el Gobierno es una continuación de otras medidas que ha venido adoptando el Ejecutivo, como la Gran Misión Abastecimiento Soberano y Seguro (Gmas) anunciada en 2016, y la creación de los comités locales de abastecimiento y producción (Clap).

“Decimos que es una guerra económica toda vez que son factores externos los que explican esta situación de distorsión de los mercados y de alteración de los mecanismos de distribución”, señala la economista.

El plan de cinco puntos, explicó, “es una continuidad de otras estrategias, sobre todo porque las agresiones y sus promotores han venido mutando”.

Recordó que “al inicio de la guerra económica” se identificó que el problema de la escasez y el desabastecimiento de productos básicos “estaba asociado a distorsiones en la distribución y no a la producción de las empresas”, pero cuando el Ejecutivo creó los Clap, la estrategia “mutó hacia la alteración de los mecanismos de producción”.

Tres maniobras
La economista venezolana asegura que en la guerra económica que enfrenta el país se han detectado “tres mecanismos” para atacar a la economía y debilitar al gobierno: “El primero es el desabastecimiento programado y selectivo, el segundo es la inflación inducida y el último y más reciente, es el bloqueo financiero internacional”.

Así que, como esos mecanismos van cambiando, también deben hacerlo las respuestas oficiales.

Causa de la inflación
Pasqualina Curcio precisa que los precios de los productos en Venezuela han estado incrementándose como consecuencia de la manipulación del tipo de cambio.

“La actual inflación no es producto de la demanda, sino de la oferta. Eso significa que existe una alteración de los costos de producción a partir de la manipulación del tipo de cambio”, dijo la economista.

Los grandes productores, agregó, “basándose en un tipo de cambio ilegal, ajustan y marcan sus costos, lo que deriva en el aumento de los precios. En resumen, la causa de la inflación es la manipulación del tipo de cambio”.

Crisis y elecciones
El nuevo plan económico del Gobierno tiene como contexto el adelanto de las elecciones presidenciales, un anuncio hecho por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) recientemente.

Para el periodista Arlenín Aguillón, especialista en análisis del discurso, se viene un reto importante para la gestión de Nicolás Maduro. “El Gobierno venezolano debe trabajar, discursivamente, en recuperar la credibilidad y la confianza”, dijo el analista.

En su opinión, “hace mucho tiempo” que se agotó el discurso basado en el “vamos a hacer”, ya que el gobierno “no logró darle rostro a la guerra económica, es decir, no se pudo precisar, en el imaginario colectivo, quién o qué mueve los hilos de esa guerra”, puntualizó Aguillón.

El periodista considera que desde el gobierno se “trabajó en posicionar a EE.UU. como el eje articulador de esa guerra, pero la estrategia debió, o debe ser, más precisa”.

La mediática
Los venezolanos deberán acudir a las urnas electorales para escoger al presidente del país en 2018.Venezuela: ¿En qué escenario se medirán el chavismo y la oposición en las presidenciales de 2018?
Para un país que permanentemente está en el ojo de las grandes agencias de noticias, la estrategia comunicacional del chavismo “deja muchos espacios abiertos, que la mediática internacional sabe ocupar para confundir o tergiversar”, añadió.

Aguillón estima que siendo el 2018 año de las presidenciales, las propuestas en el ámbito económico deben ser explicadas con mayor claridad.

“En un año electoral dejar espacios vacíos, en el plano discursivo, es muy peligroso, porque toda duda será ocupada con tácticas de manipulación precisas, que la mediática internacional sabe emplear”, concluyó el periodista venezolano.

 

 

Likes(0)Dislikes(0)