SPUTNIK.- El Gobierno estadounidense con sus sanciones intenta derribar al presidente venezolano, Nicolás Maduro, para acceder a las reservas de petróleo del país latinoamericano, advirtió el senador ruso Vladímir Yabárov.

Washington impuso el 31 de julio sanciones unilaterales al presidente Maduro después de que el pueblo venezolano acudiera el 30 de julio a las urnas para elegir la Asamblea Constituyente.

“Es un intento burdo de derrocar a un gobernante que impide a Estados Unidos el acceso a los recursos petroleros de Venezuela”, dijo Yabárov a Sputnik.

Maduro, sostuvo el senador, rechaza las condiciones que Washington quiere imponer a Venezuela.

Las sanciones contra el líder venezolano, señaló el legislador ruso, ilustran los estándares “dobles e incluso triples” del Gobierno estadounidense.

“Si los norteamericanos afirman que Maduro viola los principios de la democracia, entonces por qué no le imponen sanciones también al rey de Arabia Saudí y a los otros monarcas del golfo Pérsico. Por qué no le imponen sanciones a (presidente ucraniano Petró) Poroshenko que ataca a su propio pueblo”, se preguntó Yabárov.

El senador calificó las sanciones contra Maduro como “una descarada injerencia en los asuntos internos de Venezuela”.

“Washington cayó gravemente enfermo con la fiebre de las sanciones”, apostilló.

Likes(0)Dislikes(0)